Fiscalidad

Resolvemos las dudas que te pueden surgir al comprar una vivienda

Para viviendas adquiridas a partir del 31/12/2013

Para viviendas adquiridas a partir del 31/12/2013

Se suprime la deducción por adquisición de vivienda. No obstante la normativa anterior se mantendrá vigente en relación con las adquisiciones, rehabilitaciones o construcciones anteriores a 1 de enero de 2013. En relación con las cuentas para la adquisición de la primera vivienda, se establece que se conservarán el derecho a la deducción practicada en ejercicios anteriores, si bien, se ofrece la posibilidad de devolver lo deducido con anterioridad en el ejercicio 2012 sin intereses de demora. 






Para viviendas adquiridas entre el 31/12/2010 y el 01/01/2013

Para viviendas adquiridas entre el 31/12/2010 y el 01/01/2013

El porcentaje general está fijado en el 15% (con o sin financiación ajena), sin ningún incremento en los primeros años, salvo que la normativa autonómica mejore dicha deducción.

La parte estatal de la deducción por inversión en vivienda habitual está limitada por tramos por la base imponible del IRPF del ejercicio. Es decir, según cuál sea nuestra base imponible podremos efectuar mayor aportación a vivienda habitual con derecho a deducción.

Las bases máximas de aportación con derecho a deducción son:

  •     Cuando la base imponible sea igual o inferior a 17.707,20 euros anuales: 9.040 euros anuales.
  •     Cuando la base imponible esté comprendida entre 17.707,20 y 24.107,20 euros anuales:
      9.040 euros – 1,4125 x (Base Imponible – 17.707,20 euros anuales).
  •    Cuando las bases imponibles sean superiores a 24.107,20 euros: no podrán aplicar la deducción por vivienda habitual.

Como hemos indicado estas bases máximas de deducción se refieren exclusivamente al 50% de la deducción, es decir al porcentaje de 7,5% de deducción estatal, puesto que la regulación del otro porcentaje de 7,5% de deducción corresponde a las Comunidades Autónomas dentro de sus facultades normativas y por lo tanto se habrá que consultar en su caso lo que cada una regule al respecto de las personas residentes en cada uno de los respectivos territorios.






Para viviendas adquiridas entre el 20/01/2006 y el 31/12/2010

Para viviendas adquiridas entre el 20/01/2006 y el 31/12/2010

El porcentaje general está fijado en el 15% (con o sin financiación ajena), sin ningún incremento en los primeros años, salvo que la normativa autonómica mejore dicha deducción.

En este caso la base de la deducción estará constituida por todas las cantidades satisfechas en cada periodo, esto incluye: la amortización, los intereses y los demás gastos derivados de la misma. La base máxima de esta deducción será de 9.015 euros anuales.

Esta regulación también será de aplicación a los contribuyentes que efectúen aportaciones para la construcción de su vivienda habitual antes del 31/12/2010 quienes podrán disfrutar de este régimen por estas aportaciones para la construcción y por la financiación ajena solicitada al efecto (siempre que no sobrepasen el plazo de cuatro años de finalización de las obras de cuatro años).






Para viviendas adquiridas antes de 20/01/2006

Para viviendas adquiridas antes de 20/01/2006

Cuando la vivienda a financiar constituya el domicilio habitual del sujeto, se establecen una serie de ventajas fiscales. Se considera vivienda habitual del contribuyente la edificación que constituya su residencia durante un plazo continuado de, al menos, tres años. Se asimilan a la adquisición de vivienda la construcción o ampliación (cuando se produzca el aumento de su superficie habitable) de la misma.

La base máxima de esta deducción será de 9.015,18 Euros. Cuando en la adquisición o rehabilitación de la vivienda habitual se utilice financiación ajena, la base de la deducción estará constituida por todas las cantidades satisfechas en cada periodo, esto incluye: la amortización, los intereses y los demás gastos derivados de la misma.

Se establece la posibilidad de aplicar una compensación fiscal según fije la LPGE para los contribuyentes que hubieran adquirido su vivienda habitual con anterioridad al 20-01-2006 y tuvieran derecho a la deducción por adquisición de vivienda cuando la vigente LIPRF les fuera menos favorable como consecuencia de la supresión de los porcentajes incrementados de deducción de la normativa anterior.

De esta forma los contribuyentes que hayan adquirido su vivienda habitual antes del 20-01-2006 utilizando financiación ajena y puedan aplicar en el ejercicio la deducción por inversión en vivienda habitual, tienen derecho, en el ejercicio, a una deducción que será la suma de las deducciones correspondientes a la parte estatal y al tramo autonómico de la deducción por inversión en vivienda habitual calculadas de la siguiente forma:

1ª Compensación correspondiente a la parte estatal de la deducción por adquisición de vivienda habitual

La compensación correspondiente a esta parte viene dada por la diferencia positiva entre:

  • El importe resultante de aplicar a las cantidades invertidas en el ejercicio en la adquisición de la vivienda habitual los porcentajes de deducción contenidos en la normativa reguladora del IRPF vigente a 31 de diciembre de 2006 (denominado incentivo teórico). El incentivo teórico es el resultado de aplicar a las cantidades invertidas en el ejercicio en la adquisición de vivienda habitual los porcentajes de deducción vigentes a 31-12-2006, esto es, para los primeros 4.507,59 euros el 16,75% los dos primeros años y el 13,4%, los restantes y al exceso sobre los 4.507,59 euros, el 10,05%, con el límite de la base máxima de deducción de 9.015,18 euros

  • El importe resultante de aplicar a las cantidades invertidas en el ejercicio los porcentajes de deducción estatal previstos en la actual Ley reguladora del IRPF.

2ª Compensación correspondiente al tramo autonómico de la deducción por inversión en vivienda habitual.

La compensación correspondiente a esta parte viene dada por la diferencia positiva entre:

  • El importe resultante de aplicar a las cantidades invertidas en el ejercicio en la adquisición de la vivienda habitual los porcentajes de deducción contenidos en la normativa reguladora del IRPF vigente a 31 de diciembre de 2006 (denominado incentivo teórico). El incentivo teórico es el resultado de aplicar a las cantidades invertidas en el ejercicio en la adquisición de vivienda habitual los porcentajes de deducción vigentes a 31-12-2006, esto es, para los primeros 4.507,59 euros el 16,75% los dos primeros años y el 13,4%, los restantes y al exceso sobre los 4.507,59 euros, el 10,05%, con el límite de la base máxima de deducción de 9.015,18 euros 
    El incentivo teórico es el resultado de aplicar a las cantidades invertidas en el ejercicio en la adquisición de vivienda habitual los porcentajes de deducción vigentes a 31-12-2006, esto es, para los primeros 4.507,59 euros el 8,25% los dos primeros años y el 6,6%, los restantes y al exceso sobre los 4.507,59 euros, el 4,95%, con el límite de la base máxima de deducción de 9.015,18 euros.

  • El importe del tramo autonómico de deducción por inversión en vivienda habitual que proceda para 2009. 

    • Que el importe financiado del valor de adquisición o rehabilitación de la vivienda supusiera, al menos, un 50 por 100 de dicho valor. En el caso de reinversión por enajenación de la vivienda habitual el porcentaje del 50 por 100 se entenderá referido al exceso de inversión que corresponda.
    • Que la financiación se realice a través de una entidad de crédito o entidad aseguradora o mediante préstamos concedidos por las empresas a sus empleados.
    • Que durante los tres primeros años no se amorticen cantidades que superen en su conjunto el 40 por 100 del importe total solicitado.